Es posible que en algunas ocasiones hayas cogido la manguera equivocada y has puesto gasolina en un motor diésel o incluso, por difícil que sea, diésel en el depósito de un coche con motor de gasolina.

Motivo de confusión 

Hace algunos años, era más fácil confundir un combustible con otro al repostar: el ancho del diámetro de la boquilla del depósito era muy similar tanto en diésel como en gasolina.Esto, junto con el hecho de que los boquereles de gasolina y diésel también tienen un tamaño similar, hace que sea un error bastante común al repostar.

Actualmente, la boquilla del tubo de diésel es más ancha que la boquilla del tubo de gasolina, por lo que es prácticamente imposible echar diésel en un coche de gasolina. Pero en el caso contrario, meter la manguera de gasolina en el depósito de combustible de un coche diésel es un error que puede ocurrir con bastante frecuencia. Esta es la razón por la cual el error aún ocurre durante el reabastecimiento de combustible. 

Qué le puede pasar al coche si tienes esta confusión

  • Si le echas diésel a un coche de gasolina: si la cantidad de combustible que le echas al coche no es lo suficientemente grande (más de la cuarta parte del tanque), lo más común es que el coche arranque pero se detenga inmediatamente: el gasóleo no arde bien con la chispa de la bujía. Si confundes el diésel con la gasolina deberás ir a un taller de reparación de inmediato, ya que el aceite diésel corre por varias partes del motor y puede afectar partes como los inyectores.
  • Si echas gasolina en un motor diésel: el coche arrancará, hará ruidos muy extraños y finalmente se detendrá. En este caso, sistemas como el filtro o la bomba de inyección del motor diésel se dañarán gravemente y, en caso de mal funcionamiento debido a la operación con el combustible incorrecto, deberá reemplazarse. 

Y ahora qué haces 

Es muy importante que no circules con el combustible equivocado. Si lo haces, el motor del coche sufrirá y tendrás que cubrir el costo de una avería mayor. Si has llegado a confundir el diésel con la gasolina o viceversa debes seguir estos pasos para evitar que esto suceda:

  • Si detectas el problema en el mismo surtidor, no muevas el coche, incluso pon la llave en el contacto para evitar que entre accidentalmente el diésel o la gasolina en el circuito y la bomba. 
  • Informar de la situación al responsable de la estación de servicio, cerrar la zona e informar al resto de conductores que esperan para repostar.
  • Si te has dado cuenta del problema fuera del área del surtidor, para en un lugar seguro e informe del problema a los servicios en carretera para que puedan enviar ayuda. En la mayoría de los casos, la asistencia en carretera del seguro te recomendará que lleves tu coche a un taller profesional, que además de dejarte sin coche durante un tiempo, te verás con la necesidad de encontrar un medio de transporte alternativo, procederán a desmontar el depósito, bombean la gasolina o el diésel equivocado y tendrán que sacar el filtro principal con el gran gasto que esto implica. 
  • Es importante subrayar que si no tienes conocimientos no intentes vaciar el depósito tú mismo. Retirar el combustible de un coche es una situación de riesgo donde se requieren medidas de seguridad, incluida vestimenta especial, y además se siguen procedimientos estrictos, como la señalización del área. Si permites que una persona sin cualificación técnica intente solucionar el problema, puede provocar otros problemas, como la rotura de un manguito cerca del filtro de combustible.

Esta situación puede ser evitada si prestamos atención cuando estamos repostando el combustible en nuestro coche, ya sea de diésel o gasolina. A partir de este artículo esperemos que no te vuelva a pasar. 

¡Te esperamos en Piezas Coche!

Es posible que en algunas ocasiones hayas cogido la manguera equivocada y has puesto gasolina en un motor diésel o incluso, por difícil que sea, diésel en el depósito de un coche con motor de gasolina.

Motivo de confusión 

Hace algunos años, era más fácil confundir un combustible con otro al repostar: el ancho del diámetro de la boquilla del depósito era muy similar tanto en diésel como en gasolina.Esto, junto con el hecho de que los boquereles de gasolina y diésel también tienen un tamaño similar, hace que sea un error bastante común al repostar.

Actualmente, la boquilla del tubo de diésel es más ancha que la boquilla del tubo de gasolina, por lo que es prácticamente imposible echar diésel en un coche de gasolina. Pero en el caso contrario, meter la manguera de gasolina en el depósito de combustible de un coche diésel es un error que puede ocurrir con bastante frecuencia. Esta es la razón por la cual el error aún ocurre durante el reabastecimiento de combustible. 

Qué le puede pasar al coche si tienes esta confusión

  • Si le echas diésel a un coche de gasolina: si la cantidad de combustible que le echas al coche no es lo suficientemente grande (más de la cuarta parte del tanque), lo más común es que el coche arranque pero se detenga inmediatamente: el gasóleo no arde bien con la chispa de la bujía. Si confundes el diésel con la gasolina deberás ir a un taller de reparación de inmediato, ya que el aceite diésel corre por varias partes del motor y puede afectar partes como los inyectores.
  • Si echas gasolina en un motor diésel: el coche arrancará, hará ruidos muy extraños y finalmente se detendrá. En este caso, sistemas como el filtro o la bomba de inyección del motor diésel se dañarán gravemente y, en caso de mal funcionamiento debido a la operación con el combustible incorrecto, deberá reemplazarse. 

Y ahora qué haces 

Es muy importante que no circules con el combustible equivocado. Si lo haces, el motor del coche sufrirá y tendrás que cubrir el costo de una avería mayor. Si has llegado a confundir el diésel con la gasolina o viceversa debes seguir estos pasos para evitar que esto suceda:

  • Si detectas el problema en el mismo surtidor, no muevas el coche, incluso pon la llave en el contacto para evitar que entre accidentalmente el diésel o la gasolina en el circuito y la bomba. 
  • Informar de la situación al responsable de la estación de servicio, cerrar la zona e informar al resto de conductores que esperan para repostar.
  • Si te has dado cuenta del problema fuera del área del surtidor, para en un lugar seguro e informe del problema a los servicios en carretera para que puedan enviar ayuda. En la mayoría de los casos, la asistencia en carretera del seguro te recomendará que lleves tu coche a un taller profesional, que además de dejarte sin coche durante un tiempo, te verás con la necesidad de encontrar un medio de transporte alternativo, procederán a desmontar el depósito, bombean la gasolina o el diésel equivocado y tendrán que sacar el filtro principal con el gran gasto que esto implica. 
  • Es importante subrayar que si no tienes conocimientos no intentes vaciar el depósito tú mismo. Retirar el combustible de un coche es una situación de riesgo donde se requieren medidas de seguridad, incluida vestimenta especial, y además se siguen procedimientos estrictos, como la señalización del área. Si permites que una persona sin cualificación técnica intente solucionar el problema, puede provocar otros problemas, como la rotura de un manguito cerca del filtro de combustible.

Esta situación puede ser evitada si prestamos atención cuando estamos repostando el combustible en nuestro coche, ya sea de diésel o gasolina. A partir de este artículo de nuestra página web esperemos que no te vuelva a pasar. 

¡Te esperamos en Piezas Coche! Contacta con nosotros a través de Instagram